miércoles, 9 de octubre de 2013

La pobreza de 1836

La riqueza que atesoraba la pampa bonaerense en sus entrañas aún estaba por aflorar merced al trabajo de miles de chacareros y peones. Mientras tanto, en 1836 no había en la iglesia de San José de los Arrecifes ni para los libros reglamentarios. Había que anotar en cuadernos comunes los registros parroquiales. 

"

Escribió en uno de los libros el cura Juan José Dupuy:  "Aquí da fin este libro de bautismos que empieza desde 21 de julio de 1823 años, asentándose las partidas en cuadernos menores con exactitud y orden; hasta que se proporcione de las escasas rentas de fábrica por las circunstancias de pobreza del partido, un libro capaz de ser sentadas en el las partidas de los cuadernos menores y las sucesivas. Arrecifes y Diciembre 28 de 1836."